Inicio » Sobremesa » Identifica los motivos por los que siempre tienes hambre

Foto: Piqsels

Identifica los motivos por los que siempre tienes hambre

Algunas veces no tienes hambre, sino que tienes sed... sí, suena a chiste pero no lo es

Héctor Román│El Sol de Zacatecas

¿Eres de las personas que tiene hambre todo el tiempo?, ¿Después de ingerir alimentos vuelve el apetito?, si las respuestas fueron positivas, entonces debemos hacer un club o poner atención a las actividades que realizamos y que ocasionan que siempre tengamos hambre, y con ello subamos de peso.

Desde la falta de sueño, hasta las redes sociales son algunos de los factores que tengamos un apetito incontrolable.

Además, puede ser que los alimentos que ingerimos no sean los mas saludables y optemos por comida rápida, botanas, refrescos o pasteles.

Foto: Pexels

También puedes leer:

Omitir el desayuno

Quizá no desayunas porque se te hizo tarde o desayunaste mal, eso que dicen que el desayuno es la comida más importante del día es la verdad. Investigadores de la Universidad de Missouri descubrieron que las mujeres que tomaban un desayuno rico en proteínas se sentían menos hambrientas y más llenas durante toda la mañana. Un desayuno saludable rico en proteínas reduce las señales cerebrales que controlan la motivación alimenticia.

Duermes poco

Si te acuestas tarde y duermes poco, tu reloj biológico se alterará y con él las hormonas del hambre, aumenta la grelina mientras la reptina -que es la que contribuye a la sensación de saciedad-.

Beber más agua

Algunas veces no tienes hambre, sino que tienes sed… sí, suena a chiste pero no lo es. Cuando sientas hambre incontrolable prueba bebiendo un vaso de agua, y pon atención a cómo se comporta tu organismo.

Mantenerte bien hidratado ayudará a controlar tu apetito y peso según un estudio publicado en el Journal of Human Nutrition and Dietetics en 2016, científicos descubrieron que la mayoría de las personas que aumentaron su ingesta diaria de agua en una, dos o tres tazas redujeron hasta 205 calorías diarias.

Foto: Unsplash

Redes sociales

Si tus redes sociales están saturadas de recetas y fotos de comida debes saber que ese es uno de los problemas, un estudio apunta a que cuando vemos una imagen atractiva de alimentos en las redes sociales, la sangre se precipita a las partes de nuestro cerebro asociadas con el gusto y placer que da el comer.

Estrés

Los niveles altos de cortisol desencadenan las hormonas del hambre, además de producir glucosa e incrementar la resistencia a la insulina, y por ende II.

Cuando la glucosa en la sangre es alta pero la insulina no funciona normalmente, aumenta el hambre, porque el cuerpo piensa que las células están muriendo de hambre. Trata de hacer ejercicios de respiración para bajar los niveles de estrés, o procura realizar actividades que te relajen.

Foto: Pexels

Si quieres actualizarte sobre las novedades gastronómicas, no olvides escuchar nuestro Podcast de Aderezo que ya se encuentra disponible:

Te invitamos a visitar nuestro perfil de Instagram:

También te puede interesar

¿Cuál es la mejor época del año para beber pulque?

VER PUBLICACIÓN

Esta es la diferencia entre ostras, almejas o mejillones

VER PUBLICACIÓN

Cómo llegaron los chiles frescos a convertirse en secos

VER PUBLICACIÓN

Champiñones para combatir la depresión

VER PUBLICACIÓN