Inicio » Recetas fáciles » Cocina una tarta de espinacas para ser tan fuerte como Popeye

Cocina una tarta de espinacas para ser tan fuerte como Popeye

Incluye en tu dieta diaria hojas verdes y obtén los beneficios que brinda a la salud

Este viernes 26 de marzo se celebra el Día Internacional de las Espinacas y en Aderezo lo celebramos compartiéndote la receta de la tarta de espinacas.

Esta fecha coincide con la mejor época de consumo de este vegetal verde, que es durante los meses de marzo a mayo, durante la primavera.

Beneficios
100 gramos de espinacas contienen 4 miligramos de hierro, no obstante, sigue siendo un alimento con interesantes características como la vitamina A, C y E, están compuestas en un 93% de agua, aportan una gran cantidad de nutrientes y tienen muy pocas calorías. Se la atribuyen propiedades anticancerígenas, cardiosaludables y antianémicas.

Espinacas frescas / Creative Commons

Receta Tarta de Espinacas

Ingredientes
300 gramos de harina 
100 centímetros cúbicos de aceite de oliva 
125 centímetros cúbicos de agua 
1 pizca de sal 

Para el relleno
1 cebolla
100 gramos de queso crema 
150 gramos de queso cremoso o mozzarella 
2 huevos
1 pizca de pimienta 
1 pizca de nuez moscada 
1 paquete de espinacas (100 g) 

Modo de preparación

Coloca la harina y el aceite en un bol y mezcla ambos ingredientes poco a poco. De esta forma, empezarás a elaborar la masa para la tarta de espinacas. No obstante, si prefieres ahorrar un poco de tiempo siempre puedes comprarla ya hecha.

Vierte poco a poco el agua e intégrala, amasando con las manos o una espátula hasta que toda la harina se haya incorporado y se cree una masa compacta y manejable. Forma una bola y deja que repose como mínimo durante 30 minutos.

Corta la cebolla en juliana y saltéala en una sartén a fuego fuerte con un poco de aceite caliente. Deberás cocinarla hasta que se vuelva transparente.

Agrega toda la espinaca previamente lavada e intégrala con la cebolla. Aunque al principio te parezca mucha cantidad, verás que reduce su tamaño conforme se cuece. De todas formas, siempre puedes hacer la tarta de espinaca añadiendo más o menos cantidad de este vegetal.

Una vez salteada la espinaca con las cebollas, incorporar el queso crema y mezcla bien para integrarlo por completo. Después, apaga el fuego, retira la sartén y deja que se enfríe el relleno.

Pasado el tiempo de reposo de la masa para la tarta de espinaca, estírala sobre la mesa con ayuda de un rodillo dejando unos 3 mm de grosor.

Teniendo la masa estirada, cubre el molde engrasado con ella, retira la masa sobrante y pincha la base con un tenedor para que no se infle. Hornea la masa durante 5-8 minutos con el horno precalentado a 180 ºC.

Mientras tienes la masa en el horno, incorpora los huevos al relleno y mezcla bien. Añade, también, un poco de nuez moscada rallada para potenciar el sabor de la tarta de espinaca.

Retira la masa del horno, vierte el relleno y añade el queso cremoso o mozzarella cortado en cubos. Hornea la tarta de espinacas durante 15-20 minutos manteniendo la misma temperatura. Hay quien hace el pastel de espinacas cubriendo la superficie con otra lámina de masa.

Sirve la tarta de espinacas y queso al horno cortada en porciones individuales.

Prepara también 

Cócteles para recibir la primavera

Cocina un huachinango con el chef Mikel Alonso

Suscríbete 

¿Quieres ser el primero en leer nuestro contenido gastronómico? Suscríbete AQUÍ y recíbelo cada 15 días

Síguenos en nuestras redes sociales y conoce más recetas

También te puede interesar