Inicio » Para probar » A qué sabe el mole negro de Oaxaca con un vino espumoso

A qué sabe el mole negro de Oaxaca con un vino espumoso

El chef Miguel Mijangos, del restaurante Ancestral, nos presenta esta sintonía con la bodega Raventós Codorniú

Con casi cuatro años de presencia en el panorama restaurantero de la capital oaxaqueña, el restaurante Ancestral se ha caracterizado por mostrar la esencia de la culinaria tradicional de esta entidad, haciendo hincapié́, a través del recuento de recetas familiares y el exigente oficio del chef Miguel Mijangos, en platillos emblemáticos como los siete moles de Oaxaca.

El maridaje de la gastronomía mexicana con los vinos españoles, es una de las formas de despertar el interés del turista extranjero en México.

Es por eso, que el próximo 3 de junio el restaurante oaxaqueño presentará su tradicional mole negro pero esta vez lo hará en sintonía con la bodega española Raventós Codorniú.

Los cuatro barrios gastronómicos de Xalapa

Mole negro y vino español / Foto: Cortesía Viña Tulps

Con una historia de 460 años y siendo una de las bodegas emblemáticas de España en el panorama del cava, Raventós Codorniú se suma a esta iniciativa en una expansión de las posibilidades gastronómicas de un vino “elegante, dinámico y versátil”, como advierte Emanuel Micieli, Export Manager de la bodega.

“El encuentro de un mole negro con cava no es algo muy común, sin embargo se trata de algo extraordinario que sin duda nuestros comensales disfrutarán. Yo mismo me he encontrado con muy agradables sorpresas: la intensidad y el carácter del mole negro entra en una deliciosa empatía con la sutileza del cava, que limpia el paladar y nos invita a seguir comiendo, a disfrutar en pleno la opulencia de este platillo lleno de significado y valor en la cocina oaxaqueña”, expresa el chef Mijangos.

De Irlanda a Tamaulipas

Chef Miguel Mijangos/ Foto: Cortesía Viña Tulps

Cuando hablamos de cocina oaxaqueña, asociamos maridajes con bebidas como el mezcal y la cerveza. Sin embargo un vino espumoso como el cava ofrece una serie de posibilidades en el paladar capaces de exaltar y complementar la complejidad y sutileza de platillos como el mole negro, uno de los emblemas de la culinaria de este estado.

Sin lugar a dudas, es un maridaje intenso, ya que ambos, vino y mole, son muy protagonistas, pero en conjunto se vuelven parte del otro.

El tradicional mole negro oaxaqueño; así́ como el Cava Brut, de Signal, y Parxet Cuvée 21 Ecológico, son los protagonistas de esta fiesta que abre nuevas expectativas al deleite culinario.

Lee también 

El Consejo Mexicano Vitivinícola ya tiene tienda en línea

Los nuevos platillos del restaurante Tajín

Suscríbete 

¿Quieres ser el primero en leer nuestro contenido gastronómico? Suscríbete AQUÍ y recíbelo cada 15 días

Síguenos en nuestras redes sociales y conoce más recetas.

También te puede interesar