Inicio » Sabores urbanos » Hacen de los caracoles un platillo exótico en Tlaxcala

Hacen de los caracoles un platillo exótico en Tlaxcala

Lo que empezó como una plaga, ahora es el ingrediente principal de una exquisita sopa “afrodisiaca”

Jesús Zempoalteca y Fabiola Caballero

Al ritmo de la popular canción hondureña “Sopa de caracol” te contaremos cómo surgió un exquisito platillo, que además de brindar múltiples beneficios nutricionales, es “afrodisiaco”, watanegui consup

Y es que lo que para muchos resulta repugnante, para otros, como los tlaxcaltecas, es un verdadero manjar. Recordemos que, desde tiempos ancestrales, en las zonas rurales de este bello estado, se aprovecha todo lo que la madre tierra nos brinda, desde un sinfín de hortalizas hasta roedores, insectos y… caracoles. 

María Oralia Alcalá Quiriz, productora de nopal y originaria del municipio de Cuaxomulco, es la creadora de la exótica receta, quien los recolecta durante el temporal de lluvias. 

Leer más:

Foto: César Rodríguez

Antes de su grandiosa idea, este tipo de moluscos, comunes en los jardines, eran una fastidiosa plaga que afectaba severamente sus sembradíos. Sin embargo, pensó en llevarlos a la cocina, y ahora ya planea instalar un criadero. 

Como su creación resultó exquisita al paladar, aseguró que continuará preparándola y de ser posible ofrecerá la sopa de caracol como un platillo exótico y afrodisiaco de la región, si se concreta el corredor turístico en ese municipio.

Así, en quedillas, ceviche, coctel y hasta en mole, María pretende usar los caracoles como el ingrediente estrella de sus recetas, las cuales pondrá en venta en un pequeño restaurante ubicado en la zona centro de Cuaxomulco. 

Y aunque para su preparación se necesita de una semana previa, confía en su buena sazón para atraer a comensales, amantes de los nuevos sabores. Su costó rondará entre los 200 y 250 pesos, todo dependerá de la porción de caracoles. 

Beneficios

Detalló que los caracoles contienen 16 gramos de proteína por cada 100 de carne comestible, la cual es considerada de alta calidad porque incluye todos los aminoácidos esenciales que necesita el cuerpo humano.

Por otro lado, los especialistas consideran a los caracoles como uno de los alimentos afrodisiacos, por su alto contenido de albúmina que es una proteína producida por el hígado que ayuda a mantener el líquido dentro del torrente sanguíneo sin que se filtre a otros tejidos y también transporta varias sustancias por el cuerpo, por ejemplo, hormonas, vitaminas y enzimas.

Foto: César Rodríguez

Por ello, antiguamente la carne de caracol con vino fuerte era muy popular entre los romanos pues estaban considerados como efectivos para el amor y para estimular el apetito sexual.

Dato:

Para quien desee probar el platillo de caracol debe contactar a María Oralia Alcalá con una semana de anticipación, al número 5514043676.

Te invitamos a visitar nuestro perfil de Instagram:

Y para llegarte por el oído, escucha nuestro podcast de Aderezo:

También te puede interesar